El sector cafetero y su desafío con la Factura Electrónica

Publicado el 22 octubre, 2020
¡Haz clic para puntuar este blog!
(Votos: 1 Promedio: 5)
Sector Cafetero

 

La Factura Electrónica cada vez está más cerca de ser una realidad que aterriza en miles de empresas de diferentes sectores económicos, sin embargo, para otros sectores puede resultar todo un desafío como lo expresó la directiva de los caficultores en Colombia. En otras palabras, la Factura Electrónica representa un gran desafío para el sector cafetero.  

La Federación Nacional de Cafeteros emitió un comunicado por medio del comité directivo donde pidió a las autoridades competentes de Colombia reevaluar la implementación obligatoria de la factura electrónica en su sector. 

La Federación argumenta que no es posible que la proyección que tiene la DIAN sobre la implementación por parte de los caficultores sea posible debido a las diferentes realidades que vive la Colombia rural. 

¿Cuál es el desafío de la Factura Electrónica en el sector Cafetero? 

Lo primero que deben contemplar las autoridades son las graves limitaciones de conexión que tiene la Colombia Rural a donde pertenecen la mayor parte de los caficultores de Colombia. Es una problemática que se ha planteado tiempo atrás y que la pandemia del coronavirus dejó en evidencia. 

En otras palabras, la FNC expresó que el teletrabajo, las reuniones virtuales, los pagos electrónicos e incluso la medicina virtual son apenas un sueño en las amplias zonas rurales de Colombia y aun así, quieren proseguir con la obligación de la factura electrónica cuando estas problemáticas aún no se abordan correctamente. 

Las problemáticas en el sector Cafetero

Estos serían los datos expuestos por la Federación de Cafeteros en Colombia y algunos medios de comunicación que representan la gran problemática rural a tener en cuenta antes de empezar con la implementación obligatoria de herramientas tecnológicas de última generación:

  • el 82% de los caficultores colombianos están en el régimen subsidiado de salud.
  • 60% del empleo rural es informal.
  • 50% tienen menos de una hectárea para trabajar.
  • Tan sólo el 1% de los productores tienen más de 10 hectáreas de café. 
  • El 15% son adultos mayores. 
  • 75% de los hogares cafeteros vive en la zona rural dispersa.
  • Un 18% de los propietarios de tierra no tienen formalizado sus títulos.
  • La informalidad entre los pequeños productores supera el 40%.
  • El 80% de los pequeños campesinos tiene menos de una Unidad Agrícola Familiar.
  • El 68% de los predios registrados en catastro se clasifican en pequeña propiedad, pero ésta sólo cubre el 3,6% de la superficie productiva.
  • el 70% de los alimentos que se producen en el país vienen de pequeños campesinos.
  • El analfabetismo es del 18,5%.
  • El 55% de los campesinos pobres nunca ha recibido asistencia técnica.

Ante esta exposición de la realidad rural colombiana, la Federación Nacional de Cafeteros aseguró que teniendo estos datos en cuenta es irrazonable esperar que por decreto, a partir de una fecha determinada, los caficultores y otros sectores agrícolas puedan facturar electrónicamente.  

También aseguraron que la transición ha representado un gran desafío para pequeñas y medianas empresas en centros urbanos del país que cuentan con todos los elementos de conexión, en consecuencia sería mucho más desafiante para el campo colombiano.

Por otra parte, para poder asegurar el funcionamiento correcto de la Facturación Electrónica en el sector, deben primero asegurarse el desarrollo tecnológico en las zonas que permita un acceso a una red estable de internet, que los productores y campesinos sepan usar las herramientas tecnológicas y aún más importante, que posean la tecnología como computadoras y teléfonos celulares inteligentes con datos móviles que les permita entonces, la funcionalidad de todo el entorno digital. 

Para la FNC el día que un recolector requiera simplemente de presionar un botón a través de cualquier dispositivo tecnológico para poder elaborar todos los procesos de compra, entonces ese día la Factura Electrónica sería absolutamente viable para los productores rurales.  

 

Anterior
¿Cómo elegir tu Proveedor Tecnológico?
Siguiente
5 Consejos para que tu negocio no pierda el rumbo durante la crisis
Abrir chat
1
Hola Facele quiero consultar sobre: